parallax background

Porque el “hubiera” sí existe

La prisión infantil de México
La prisión infantil de México
mayo 13, 2017
Buenaventura disturbios
Buenaventura se respeta ¡Carajo!
mayo 22, 2017

Porque el “hubiera” sí existe

Por: Ángel Trejo

DIÁLOGO / COLUMNA

En nuestra anterior plática dijiste que si en México hubiera suficientes empleos y salarios mínimos decentes, no ínfimos como los que existen, la violencia criminal, el narcotráfico y otras expresiones delictivas no tendrían la grave y dramática extensión que tienen hoy en muchos estados del país.

-Sí, eso dije y me mantengo en esa hipótesis, pues la exagerada polarización que hay en la distribución de la riqueza es determinante para la existencia de los altos índices de criminalidad que hay en el país. La pobreza generalizada y la extrema riqueza en unas cuantas familias, posibilita que las personas que sufren desempleo y carencias de todo tipo busquen en la delincuencia los medios de proveerse de lo que necesitan para sobrevivir, como lo estamos viendo en México y en todos los países donde existen las mismas condiciones.

En tu digresión anterior, sin embargo, utilizaste el verbo hubiera y ahora, al hacer alusión a lo que dijiste ayer, hablas de hipótesis. Me gustaría que me dijeras que tan cierto es que el “hubiera no existe”, como mucha dice con frecuencia, y si las hipótesis están en la misma situación.

-Las hipótesis son propuestas que la gente elabora para explicarse efectos y causas, con el propósito final de probarlas mediante su cotejo físico o práctico. Son el primer paso de los profesionales de las ciencias sociales y físicas. Su existencia en la vida cotidiana es incuestionable, real y apabullante. Lo mismo podemos decir del “hubiera”, el tan a menudo tiempo verbal que la gente niega sin reflexionar sobre su gran importancia, ya que sin su descubrimiento o revelación hace cientos de miles o millones de años el hombre seguiría hoy comiendo plátanos, manzanas o guayabas sin saber que en cada tronco donde se trepa puede alcanzar las estrellas y convertirlo en árbol de la ciencia.

Otra vez te estás poniendo poeta-filósofo mamilas.

-No, amigo. La neta. El hubiera o hubiese, según la gramática española, es la conjugación en primera persona del verbo haber en tiempo pretérito imperfecto y en modo subjuntivo o hipotético. Es decir, en principio existe como tiempo verbal o mental y su importancia radica en el hecho de que durante su lapso el sujeto hace el análisis de una acción pasada fallida, omisa o incompleta, el cual le permite visualizar una acción futura que no resulte equívoca. Visto desde este contexto, el hubiera se ofrece no sólo como un producto del conocimiento específicamente humano, sino también como una reflexión inteligente y como el indicio primario de una elaboración teórica.
¿Por qué específicamente humana?

-Es una percepción y una connotación exclusivamente humana porque es difícil suponer que cualquier otra especie animal –con la probable excepción de los chimpancés, los gorilas y los orangutanes, los homínidos más cercanos en intelecto al hombre- estén en la posibilidad de disponer de este modo de percibir la realidad. Incluso es posible suponer que este “pasado imperfecto en modo subjuntivo o hipotético” haya sido el puente sobre el que el homo sapiens, o sus predecesores - Ardi, Lucy y el Neanderthal- evolucionaron hasta convertirse en el hombre del siglo XXI, el cual parecer vivir más en el futuro que en el presente. El hubiera o hubiese es el tiempo desde el cual hombre empezó a analizar, a crear hipótesis, herramientas, magias, teorías, ciencias, etc. Gracias a este tiempo descubrió el futuro, el cual existe inevitablemente para todos los seres que habitan en el Universo, pero la mayoría de ellos no lo percibe, incluidos gran parte de los animales. El análisis (revisión) de la realidad –una de las principales diferencias del hombre con las otras especies animales- ocurre en el pensamiento (el lenguaje) y a partir de la percepción de la necesidad de modificar aquélla se genera la previsión como fuente de hipótesis.

¿Qué hay qué decir cuando una persona dice que el hubiera no existe?

-Sólo que es el tiempo del análisis y de la hipótesis y que sin estos instrumentos mentales, que físicamente no existen como las piedras, el fuego, los martillos y las computadoras o los pinches teléfonos móviles, el changuito que fuimos hace dos tres cuatro millones de años seguiría pelando plátanos en un guayabo.

¿Por qué en un guayabo y no un manzano?

-Esa explicación te la debo para otro día.

Fotografía tomada de http://www.celag.org/riqueza-evasion-y-si-queda-algo-equidad/

Por: Ángel Trejo

Periodista mexicano


Comments are closed.