parallax background

Para todo mal Mezcal

enero 2, 2017
la-verdadera-noche-de-iguala
Un libro incendiario
enero 2, 2017
Shawn McKelvey does cartoon rendering of Notre Dame fighting irish
El bully llamado Irlanda
enero 2, 2017

Para todo mal Mezcal

Por: Nayel Adaya

CUERNO DE LA ABUNDANCIA / COLUMNA
El agave azul y su principal producto, el tequila, son símbolos de nuestro país, junto con el mariachi y el escudo. Aunque actualmente recibe críticas fuertes en materia de salud, al ser parte del problema del alcoholismo, no todo es malo en la historia del tequila.

Comercialmente hablando es una planta altamente productiva, de la cual se pueden obtener diversos productos a través de su procesamiento cada uno con beneficios al cuerpo humano si se ingiere en las cantidades apropiadas.

Su primera obtención bruta de la planta se denomina “aguamiel”, es probable que haya sido usado en las zonas áridas entre las comunidades prehispánicas desde la antigüedad como un recurso de rehidratación. Una vez que se fermenta, el segundo producto es el pulque que por sus características prebióticas han mostrado mejorar la oxigenación y los nutrientes en mujeres embarazadas.

Sin embargo, el producto que más se ha aplaudido en los últimos años ya desde 2010, proveniente del agave azul, es el tequila. Por varios beneficios médicos que se siguen sumando a la lista.

Múltiples Beneficios
Previamente el Cinestav, Irapuato, desde 2010, en el Departamento de Biotecnología y Bioquímica, gracias a los trabajos de la doctora Mercedes Guadalupe López, ya avanzaba sobre las bondades del fructano con respecto a la diabetes.

En experimentación de laboratorio, se ha descubierto que el agave azul posee fructanos, que es un polímero de fructuosa, cuya presencia estimula a la hormona denominada GLP1, favoreciendo la producción de insulina en el cuerpo, ayudando a regular la diabetes.

Adicionalmente la fermentación natural de fructanos en el cuerpo crea ácido butírico en el intestino grueso, manteniendo las células del colon protegidos de la adhesión de bacterias patógenas, por lo que disminuye o evita el desarrollo del cáncer de colon.

La titular de la investigación mencionó que el consumo de fructanos de agave, con 10 a 15 gramos disueltos en agua reduciría el apetito, por generar sensación de saciedad, permitiendo controlar el peso o regularlo.

Contra la osteoporosis los fructanos de agave de nuevo ganan la batalla. En investigaciones realizadas recientemente por la doctora, los sujetos mostraron un avance significativo del 50%.

El potencial de este grupo de biomolécula está por explorarse y explotarse. Al componerse de 5 sustancias fundamentales: inulina, levana, fructanos ramificados, neoseries de inulina y neoseries de levana. Si se consiguiera sintetizar químicamente la inulina y producir a mayor escala, el gobierno estaría en posibilidades de brindar una alternativa más efectiva al tratamiento de la diabetes el cual se ha convertido en la causa de muerte de 3 de cada 10 mexicanos.

En conjunto, las investigaciones no sólo resultan en diferentes beneficios para la salud sino también en la economía local y regional, siendo por naturaleza México uno de los principales productores de agave azul. Sería importante que la industria farmacoquímica formara alianza con los productores nacionales, para que los primeros reciban el insumo de materia prima necesaria para medicamentos cuyo impacto social sería enorme, los segundos se encuentran en posibilidades de obtener un precio justo por las mermas de su producción e incluso un sector entero de la población podría dedicarse sólo a la obtención de fructanos brutos del agave.

¿Que México no tiene ciencia? ¿Quién fue el ignorante que dijo eso?

Con información de #Cinestav

Fotografía tomada de http://lajornadasanluis.com.mx/

Nayel Adaya

Contador Público, asesor y analista financiero


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *